Ascendente: Es el signo zodiacal que se eleva por el horizonte oriental en el momento del nacimiento. Conforma el inicio de la Primera Casa. Indica la personalidad, la actitud personal, como se muestra el individuo y como lo ven los demás, la apariencia y la expresión corporal.

Aspecto: Astronómicamente, es la distancia angular, vista desde La Tierra, entre dos puntos planetarios medida sobre la Eclíptica, expresada en grados, minutos y segundos. Astrológicamente, aspecto es la relación que existe entre dos puntos planetarios; o también la interconexión de energías que generan los diferentes planetas que se interpreta de forma específica dependiendo de los grados de separación. Los aspectos se dividen en facilitadores: conjunción, (0º) trígono (120º), sextil (60º) y semisextil (30º) y dificultadores: oposición (180º), cuadratura (90º) semicuadratura (45º) y sesquicuadratura (135º).

Casas: Son los doce sectores en que se divide el esquema natal y surgen a partir de la posición geográfica del momento del nacimiento. Desde el Ascendente, que marca la casa primera, se van enumerando las casas en sentido contrario a las agujas del reloj desde la I hasta la XII.

Ciclo Planetario: Es el período de tiempo que emplea un planeta para completar una revolución o vuelta, tomando como referencia una misma posición en la ronda zodiacal. Por ejemplo, la revolución de la Luna tarda 28 días, la de Sol un año y la de Júpiter 12 años.

Constelación: Es un grupo de estrellas cercanas, reunidas en un espacio de la bóveda celeste, las cuales se identifican con nombres de animales o personajes mitológicos para facilitar su ubicación al observador. Se dividen en Zodiacales, las que se encuentran en la eclíptica, las Boreales en el hemisferio norte y la Australes en el hemisferio sur. Confundir los signos zodiacales con las constelaciones zodiacales es un error; un signo es la convención simbólica para el uso exclusivo de la Astrología y por lo tanto no guarda relación o coincidencia con la constelación astronómica.

Cuadrantes: Es la división del esquema natal en cuatro secciones. El primer cuadrante se forma de la Casa I hasta la III, el segundo de la IV a la VI, el tercero de la VII a la IX y el Cuarto de la X a la XII.

Cúspide: Es el grado zodiacal (que se indica con una línea) que marca el inicio de una casa en el esquema natal. En total son 12 cúspides.

Decanato: Es la división de cada signo zodiacal en tres, cada 10 grados de signo es un decanato.

Dinamismo: Representa la forma como un elemento maneja y dirige su energía. Son tres: cardinal, fijo y mutable.

Eclíptica: Es el círculo imaginario que se forma como el resultado del movimiento aparente del Sol alrededor de La Tierra. Esto quiere decir que desde nuestro planeta se observa el Sol proyectado sobre diversos lugares del cielo que determinan una órbita o un camino celeste aparente.

Elemento: Son las cuatro manifestaciones básicas de la naturaleza que están presentes en toda la creación. Son cuatro: fuego, tierra, aire y agua.

Efemérides: Libro de posiciones planetarias por día, mes y año. Indica el desplazamiento diario por el zodíaco del Sol, la Luna y los planetas. Es un texto imprescindible para todo asesor astrológico.

Equinoccio: Es cuando el Sol en su movimiento por la eclíptica entra en contacto con el ecuador celeste. Esto sucede dos veces en un año, la primera alrededor del 21 de marzo, con el equinoccio de primavera cuando comienza el signo de Aries y la segunda aproximadamente el 22 del septiembre, con el equinoccio de otoño, cuando inicia el signo de Libra. En estos períodos del año la duración del día y de la noche es igual.

Esquema Natal: Término conocido actualmente también como Mapa natal o Carta Natal. Corresponde a la graficación de los signos, planetas, casas y aspectos, tomando como base la hora exacta del nacimiento, el lugar (coordenadas geográficas) y la fecha (día, mes y año). Esta herramienta es imprescindible para realizar una interpretación astrológica.

Horóscopo: Del griego “oros” que significa hora y “skopein”, que significa examinar. Término original para mencionar el Esquema Natal. Observación que hacían los astrólogos antiguos del estado del cielo en la hora exacta de nacimiento de un niño y por la cual predecían comportamientos y actitudes futuras.

Lunación: Es el periodo comprendido entre una Luna Nueva y la siguiente, su duración es de 28 días. Es el lapso durante el cual la Luna refleja sus cuatro cuartos: luna nueva, cuarto creciente, luna llena y cuarto menguante. También se conoce como ciclo lunar.

Planeta: Son los cuerpos celestes que giran alrededor del Sol y que no tienen luz propia. En Astrología cuando se habla de planetas se incluye al Sol y la Luna además de los planetas tradicionales. También se les conoce como Puntos Planetarios.

Planeta Retrógrado: Se dice que un planeta retrograda, cuando el mismo decrece en longitud sobre la eclíptica tomando como punto de referencia el planeta tierra, por lo tanto un planeta está retrógrado cuando aparentemente retrocede en su movimiento normal, esta alteración no es real sino ficticia.

Regente: Sistema por el cual un determinado planeta gobierna o rige un signo. El regente debe manifestar siempre una gran afinidad con el signo que rige.

Revolución Solar: Momento del año en que el Sol regresa a la misma posición que en la hora del nacimiento. La revolución solar debe ser complementada y asociada con el esquema natal para presentar un estudio de potencialidades, circunstancias y acontecimientos generales para ese año de vida. El análisis de la revolución solar no se puede realizar independientemente del esquema natal.

Signo: Corresponde a la división de un círculo en doce espacios de 30 grados cada uno. Es una abstracción o sistema simbólico identificado con el mismo nombre de las constelaciones zodiacales y que surgió de la experiencia de los hombres a través del contacto con los ciclos de la naturaleza.

Solsticio: Es cuando el Sol en su movimiento por la eclíptica se encuentra a la máxima distancia (declinación) del ecuador celeste. Esto sucede dos veces al año, la primera alrededor del 21 de junio, con el solsticio de verano cuando comienza el signo de Cáncer; y la segunda aproximadamente el 21 de diciembre, con el solsticio de invierno cuando inicia el signo de Capricornio.

Tránsito: Es el movimiento cotidiano de los planetas comparado con el esquema natal de una persona. Al realizar el estudio de los tránsitos se debe calcular el aspecto del planeta en movimiento con los del esquema natal, este estudio permite conocer los ciclos personales y las épocas de cambio en la vida del individuo.

Fuente: encuentrosastrologicos.com