Es por demás sabido que el principal componente de nuestro cuerpo es el agua; tan solo dos tercios de nuestro peso corporal están constituidos por este valioso líquido y por lo mismo, nada afecta más a nuestro cuerpo que la calidad de agua que consumimos. Louis Pasteur, padre de la Microbiología, decía: “Nosotros nos bebemos el 90% de nuestras enfermedades”, por lo tanto, beber agua de calidad es fundamental para nuestra salud y vitalidad. En la actualidad, expertos han confirmado que el agua tiene una especie de memoria, lo que explica los beneficios del agua con gemas. Sin embargo, esto no es nada nuevo; el uso de gemas para preparar agua de consumo es un método común desde la antigüedad; los griegos, por ejemplo, solían colocar Amatistas dentro de las barricas del vino para mejorar su sabor. Se sabe que los minerales se valoran según su capacidad de almacenar información y también por sus poderes curativos. De acuerdo con las frecuencias de las gemas, las moléculas de agua y de oxígeno se reagrupan, formando lo que se conoce como clústeres, garantizando así agua con energía más saludable y benéfica que ayudan a las personas a reactivar su salud y belleza.

El agua vitalizada con gemas es sorprendente para el bienestar personal, es una experiencia extraordinaria, pues su sabor es más ligero, aperlado o aromático, dependiendo de la combinación de piedras que contenga: Las mezclas de las gemas son variadas, dependiendo el padecimiento a tratar; existen diferentes combinaciones, una para cada necesidad, por ejemplo: Para el bienestar, mezcle gemas de: cuarzo rosa, amatista y cristal de roca; la energía de estos minerales trasmite al agua las características de vitalidad y salud que naturalmente contiene el agua de manantial. Para oxigenar, mezcle gemas de: calcedonia, ágata y ópalo; ayuda a incrementar la oxigenación de las células y el suministro de nutrientes, acelerando así el desecho de desperdicios de nuestro cuerpo.

Para el cuidado de la piel, mezcle gemas de: amatista, aventurina y cuarzo rosa; ayuda a que nuestra piel luzca bella, fresca y vitalizada. Para estar en forma, mezcle gemas de: jaspe rojo, magnesita y cristal de roca; ayuda, junto con una alimentación balanceada y ejercicio, a prepararte para notar cambios en tu cuerpo. Para la sensualidad, mezcle gemas de: granate y cristal de roca; ayuda a abrir tus sentidos, esta combinación de piedras preciosas te ayudará también a descubrir tu sensualidad. Para la regeneración, mezcle gemas de: esmeralda y cristal de roca; ayuda a fortalecer tu sistema inmunológico. Bebiendo las cantidades recomendables de agua, al poco tiempo empezaras a notar un mejor funcionamiento del hígado, los riñones, el sistema digestivo e inmunológico, ya que empezaran a cumplir mejor con sus funciones, se lubrican las articulaciones y mejoran la resistencia de los ligamentos. Esta agua actúa además como protector, ya que controla la temperatura, ayuda a mantener los niveles adecuados de acidez en el cuerpo y retarda los procesos de envejecimiento. Un consumo equilibrado de este líquido ayuda también a mantener la belleza del cabello, las uñas y la piel, la cual perfectamente hidratada luce brillante, ya que se da una regeneración celular por medio de un soporte suficiente de minerales, nutrimientos y por supuesto de oxígeno. El agua es un excelente colaborador cuando de perder peso se trata, ya que suprime el apetito y ayuda al cuerpo a metabolizar la grasa acumulada.

✨Cómo se prepara el Agua de Amatista Preparación: Una Amatista debidamente lavada y si se quiere previamente hervida por unos minutos. Un recipiente con agua potable Dejar cargar el agua con la amatista por 24 horas.

Instrucciones de uso: El recipiente con el agua de amatista se puede tener en el refrigerador. Tomar el agua a diario para que nos bendiga y beneficie con sus cualidades sanadoras.

Fuente: Ojo del Tiempo